Liberan mujer acusada por doble asesinato tras archivo de cargos

Liberan mujer acusada por doble asesinato tras archivo de cargos

Cárcel de Vega Alta (horizontal-x3)

María Judith Díaz fue acusada por un doble asesinato ocurrido el 7 de abril de 1999 en el Club Gallístico de Naguabo.

María Judith Díaz Castro, quien cumplió más 12 años de prisión por un crimen que no cometió, fue liberada anoche de la Escuela Industrial para Mujeres de Vega Alta, luego de que el Departamento de Justicia solicitara el archivo de los cargos criminales que pesaban en su contra.

Los dos hermanos de la mujer, David y Edwin Castro, permanecen en prisión, ya que cumplen sentencias por otros delitos.

Los cargos fueron retirados en medio de la celebración de un nuevo juicio contra los tres hermanos convictos por los asesinatos de dos hombres en una gallera en Naguabo en el 1999. Durante la vista, el Ministerio Público presentó una moción solicitando el archivo de los cargos que pesaban en su contra tras surgir prueba que demuestra que el trío no cometió el crimen.

La petición del Departamento de Justicia provocó que el juez Juan Manuel Tirado, del Tribunal de Humacao, celebrara una vista durante la noche de ayer, viernes, para atender la situación y ordenara la excarcelación.

María Judith fue recibida por su progenitora y otros familiares a su salida de la cárcel.

En un vídeo difundido por Jay Fonseca en su página de Facebook se captó el emotivo momento en el que la mujer quedó en libertad. Esta agradeció al pueblo de Puerto Rico por creer en su inocencia y manifestó que lo primero que haría era abrazar a su hijo, quien tenía tres años de edad cuando quedó prisionera.

A su vez, le agradeció al equipo de trabajo del programa Jay y sus Rayos X por investigar el caso en su fondo y difundir el reportaje.

“La evidencia exculpatoria que da lugar a la solicitud de archivo al amparo de la Regla 247-A de las Reglas de Procedimiento Criminal consta de la retractación de la testigo Yahaira Soto en corte abierta el pasado martes 12 de enero”, afirmó el Departamento de Justicia en un comunicado de prensa.

“Soto había declarado originalmente contra los hermanos Díaz Castro como testigo de la Fiscalía. Sin embargo, a lo largo del tiempo, tanto el ministerio público como la defensa de los imputados han advenido en conocimiento a través de múltiples testigos que la nueva versión de Soto,en la que niega haber presenciado el doble asesinato, es cónsona con la del resto de los testigos presenciales”, agregó.

La testigo no podrá ser acusada por el delito de perjurio porque los términos ya prescribieron.

Los hechos de este caso se remontan al 7 de abril de 1999 en el Club Gallístico de Naguabo, donde murieron Efraín Peña Dieppa y Julio Layando Carmona en medio de una balacera que se suscitó en el lugar.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar