Citan a declarar al jurado del caso de Pablo Casellas

Citan a declarar al jurado del caso de Pablo Casellas

 (horizontal-x3)
Casellas Toro extingue una condena de 109 años en prisión. (GFR Media)

En un hecho sin precedentes para Puerto Rico, los doce miembros del jurado en el caso del ex corredor de seguros Pablo Casellas Toro, convicto por el asesinato de su esposa Carmen Paredes, fueron citados a comparecer hoy ante el Tribunal de Bayamón para una vista adjudicativa.

Sigue las incidencias:

El equipo de defensa de Casellas Toro, integrado por los licenciados Harry Padilla y Juan Ramón Acevedo, alega que su representado no recibió un juicio justo e imparcial, en parte por la conducta “impropia” de uno de sus integrantes. Por tanto, solicitan la celebración de un nuevo juicio.

La jueza Vivian Durieux citó para hoy a los doce miembros del jurado, quienes, el 22 de enero de 2014, hallaron culpable a Casellas Toro de asesinato en primer grado, destrucción de prueba y violación a la Ley de Armas, en un veredicto de 11 a 1. De estos, solo uno se ausentó, puesto que actualmente reside en Estados Unidos.

La vista comenzó con el testimonio de la jurado Dilma Enid Pérez Quiles, quien firmó una declaración jurada en la que hacía constar que otro de los miembros del jurado, a quien nombró como José Pérez, restó credibilidad al único perito de la defensa, el ingeniero Rafael Jiménez Pérez.

“(Luego del testimonio de Jiménez en sala), cuando entramos al cuarto (de jurado), él (José Pérez) dijo que ese señor no tiene credibilidad, que tuvo un caso de corrupción en el Tren Urbano y que tuvo que hacerle un ajuste de $1 millón en varillas”, relató Pérez Quiles.

Según la jurado, José Pérez repitió en otra ocasión, durante el proceso de deliberación, que el único testigo de la defensa carecía de credibilidad.

Sin embargo, cuando el jurado José Ramón Pérez Torrellas se sentó en la sala, indicó que su único comentario surgió luego de la lectura del veredicto. “No sé cómo es posible que (Rafael Jiménez) fuera perito, cuando había un jurado -yo- que era empleado de la Autoridad de Carreteras”, reiteró sus palabras.

De acuerdo a Pérez Torrellas, reconoció el nombre de Rafael Jiménez como un contratista de la Autoridad de Carreteras, que estuvo involucrado en la construcción del Tren Urbano en el área de consultoría. En aquel entonces, la función de Pérez Torrellas, como supervisor de los fondos del Federal Transit Administration, era “reembolsar el dinero a la Autoridad de Carreteras por los gastos incurridos”.

Sin embargo, indicó que, fuera de ese comentario, no recuerda haber hecho mención de Jiménez Pérez ni antes ni durante el proceso de deliberación.

La jurado Pérez Quiles indicó que, luego de haberse terminado el juicio, se reunió con el licenciado Harry Padilla para “clarificar algunas dudas”. En ese momento, hizo alusión a las expresiones que le adjudica a Pérez Torrellas y, a preguntas de Padilla, se mostró dispuesta a firmar una declaración jurada haciendo constar su relato.

Casellas Toro, hijo del fenecido juez federal Salvador Casellas Moreno, extingue una condena de 109 años en prisión, tras ser encontrado culpable por el asesinato de Paredes, ocurrido el 14 de julio de 2012 en su residencia en Guaynabo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.