Encarcelan pareja por maltratar un pit bull

Encarcelan pareja por maltratar un pit bull


cárcel (horizontal-x3)

El can fue llevado a la Clínica Veterinaria Guaynabo, donde se recupera. (GFR Media)

Una pareja fue acusada por violaciones a la Ley 154, que penaliza el maltrato de animales en la Isla.

A los acusados se les imputa mantener un patrón de maltrato que puso en riesgo la vida de un perro pit bull.

El animal, que presentaba delgadez extrema, fue rescatado la semana pasada por la Policía Municipal de Guaynabo.

Contra María Teresa González Escudero y Carlos Colón Concepción, de 39 y 29 años, respectivamente, se presentaron cargos graves por maltrato de animales en categoría de tercer grado.

El juez Arnaldo Castro Callejo evaluó la prueba y encontró causa para el arresto de la pareja, informó el agente Edward Rivera.

Según la Ley de Protección de Animales, el delito grave de tercer grado se comité cuando “una persona intencionalmente, a sabiendas, descuidadamente o por negligencia criminal: causa alguna lesión física severa o causa la muerte de un animal”.

A Colón Concepción se le impuso una fianza de $50,000 y a González una de $25,000. Al no prestar las sumas ambos quedaron sumariados en prisión.

Colón Concepción fue ingresado en el Complejo Correccional de Bayamón y la fémina fue trasladada a la cárcel mujeres en Vega Alta, precisó Rivera.

Colón Concepción fue arrestado el jueves a las 10:15 a.m., en la residencia de su madre, en Vega Baja. Su pareja se entregó a las autoridades poco después, en la Comandancia de la Policía Municipal de Guaynabo.

A preguntas de este medio, el agente Rivera indicó que inicialmente la pareja alegó que el perro, bautizado por los policías como Roco, era propiedad de la madre de la mujer. Sin embargo, la progenitora de González Escudero la desmintió.

El agente Rivera recalcó que el perro se encontraba en la propiedad habitada por la pareja.

Este caso cobró notoriedad el miércoles cuando este medio reseñó las pobres condiciones en las que el agente Rivera y el sargento Ángel Reyes encontraron al pit bull, sin acceso a agua ni comida. El animal estaba amarrado con una cadena y solo tenía acceso a una pequeña casita para guarecerse.

Al consultar el caso con la fiscal Lorna Colón, la funcionaria autorizó a los policías a entrar a la propiedad para sacar al can, que fue llevado a la Clínica Veterinaria Guaynabo, donde se recupera.

Las denuncias contra la pareja fueron redactadas por el fiscal Obdulio Meléndez, hijo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar